Chapa y pintura del coche como salidas del taller mecánico

Limpiar el automóvil periódicamente es clave para mantener su brillo y atrasar la visita al taller mecánico

 

Chapa y pintura del coche como salidas del taller mecánico

El tiempo pasa. También, para los coches. El sol, la humedad y la edad hacen que la chapa y la pintura del vehículo se deterioren y que su aspecto diste mucho del que tuvo años atrás. Pero los automóviles, como las personas, no envejecen igual. De lo cuidadosos que hayamos sido con nuestro coche, de las atenciones que le hayamos procurado y de las veces que hayamos acudido al túnel de lavado o al taller mecánico para lavarlo o para eliminar algún rasguño indeseado, dependerá que pierdan antes o después su color y su brillo. Un poco lo que pasa con hombres y mujeres: que en función de lo que hayan abusado del sol, de la alimentación que hayan tenido, de lo que se hayan hidratado, de lo que hayan invertido en salud corporal y, claro está, de la genética, su piel será más o menos firme y su cutis presentará más o menos arrugas. La diferencia es que los coches, como os podéis imaginar, no tienen ascendentes a quién pedir explicaciones. Mantener la chapa y la pintura en buen estado depende únicamente de sus dueños, nosotros.

Si queremos que nuestro coche permanezca como el primer día, no viene mal seguir estos consejos:

  • Lavemos el coche periódicamente. No es necesario lavarlo todas las semanas, pero sí con la suficiente asiduidad como para eliminar la suciedad del vehículo y mantener su pintura en perfecto estado. Debemos pensar que son muchos los elementos a los que se ve expuesto –polvo, barro, resina de los árboles, insectos…- y que algunos de ellos pueden deteriorar la pintura de nuestro automóvil. Éste es el caso de los excrementos de ave, sustancias con alto contenido ácido que pueden dañar la pintura.
  • Mejor a mano. Aunque resulte más rápido y, por qué no, cómodo llevar nuestro coche a un túnel de lavado es preferible que limpiarlo a mano o que otros lo hagan por nosotros. ¿La razón? Los rodillos de estas instalaciones pueden ocasionar arañazos en la pintura y, a pesar de que estos no sean notorios, dejan la carrocería del vehículo al descubierto y abre vías a que ésta se dañe.
  • Además de lavar, no viene mal encerar. Muchos son los que lavan de forma habitual su coche, pero no son tantos los que, después de esta tarea, les pasan cera y los pulen. Un paso importantísimo para que nuestro vehículo luzca más brillante, los arañazos se oculten y, sobre todo, para protegerlo de suciedad y polvo.
  • Los derivados de la sal, nuestro peor enemigo. Da igual que hablemos de salitre como de la salmuera, estos dos derivados de la sal son altamente perjudiciales para nuestro coche. Si viajamos a la nieve o a la playa, lo siguiente que deberemos hacer es lavar el automóvil y eliminar cualquier resto de estas sustancias.
  • Ante cualquier rasguño de profundidad, no lo dudes: taller mecánico. Más allá de la parte estética, que tu coche tenga algún rasguño que deje al descubierto el metal puede ser sinónimo de corrosión. Debemos tener en cuenta que la pintura, además de embellecer, protege.

En Garatge Aluart, taller oficial Renault-Dacia en Gerona provincia, somos especialistas en reparación y mantenimiento de coches desde hace más de 30 años. En nuestro taller mecánico de Vidreres, disponemos de instalaciones específicas para el servicio de plancha y pintura de tu automóvil.  Si tu coche ha sufrido algún rasguño de consideración o deseas revitalizar la pintura de tu coche, no dudes en visitarnos.

0 comentarios

Deja tu comentario

Campos obligatorios *